lunes, 21 de diciembre de 2009

Quentin Tarantino´s MALDITOS BASTARDOS

TÍTULO ORIGINAL: Inglourious Basterds (Inglorious Bastards)
AÑO: 2009
DURACIÓN:153 min
PAÍS:E.U.
DIRECTOR: Quentin Tarantino
GUIÓN: Quentin Tarantino
MÚSICA: Varios
FOTOGRAFÍA: Robert Richardson
REPARTO: Brad Pitt, Diane Kruger, Christoph Waltz, Daniel Brühl, Mélanie Laurent, Eli Roth, Michael Fassbender, Samm Levine, B.J. Novak, Til Schweiger, Gedeon Burkhard, Paul Rust, Michael Bacall, Omar Doom, Sylvester Groth, Julie Dreyfus, Jacky Ido, August Diehl, Martin Wuttke, Richard Sammel, Christian Berkel, Sönke Möhring, Mike Myers, Rod Taylor, Denis Menochet, Cloris Leachman, Enzo G. Castellari
PRODUCTORA: Coproducción USA-Alemania; Universal Pictures / The Weinstein Company / Lawrence Bender Productions / Neunte Babelsberg Film
WEB OFICIAL: http://www.malditosbastardos.es
GÉNERO Y CRÍTICA: Bélico

Por fin sucedió, he visionado Malditos Bastardos ultimo trabajo del siempre polémico y ego centrista Quentin Tarantino (el tipo me cae bien aclaro). El cine de Tarantino siempre me ha parecido interesante y fresco, aunque para disfrutar su obra debemos tomar en cuenta varios aspectos.

Como comenta mi amigo Juan Pablo, Tarantino es un director postmoderno al igual que su cine, esto quiere decir que es auto referencial con otras obras, las cuales conoce y ama. Por lo que el cine posmodernista es una especie de pastiche de varios géneros, como hemos visto en la filmografía del mencionado director, el cual reinterpreta, analizada y muchas veces homenajea.

Malditos Bastardos, inicia como un Western, nos encontramos situados en Francia (1944) una toma panorámica muestra el tiempo y espacio, un pequeño escuadrón de alemanes llegan a una casa, donde se encuentra una familia de campesinos. Un hombre LaPadite y sus tres hijas.

La toma y encuadres son excelentes, asi como el ritmo empleado en la apertura de la cinta. Minutos después llega el escuadrón y se nos presenta al Coronel Hans Landa (Christoph Waltz), de físico no muy imponente, de carácter tranquilo, aunque como espectador uno percibe algo de maldad en el tipo.

Lo que sigue es una de las mejores secuencias tanto en el aspecto narrativo como visual e interpretativo de la película. Cuando El Coronel Landa (Waltz) interroga al señor LaPadite (Denis Menochet) para saber si no oculta ninguna familia judía, obviamente Hans Landa hace confesar a LaPadite y descubre que esconde judíos. Este primer capitulo llamado “Erase una vez...” contiene grandes diálogos, buenas interpretaciones, además de que esta cargado de buen ritmo y suspenso, como mencionaba es de lo mejor del film.

Este capitulo es un ejemplo de la estructura general que tiene la cinta, se divide en capítulos, estos a su vez tienen un inicio, planteamiento, desarrollo, su clímax y conclusión. En cada uno se van presentando diversos personajes, asi como sus motivaciones, algunos tiene mas peso en la trama que otros.

Tarantino
conoce su oficio y tiene control total de su cinta, la puesta en escena es correcta, el ritmo que imprime es fluido, aunque por momentos esta cae un poco, esto por el excesivo uso de diálogos entre personajes que muchas veces no aportan nada a la trama y la vuelven cansina.

Con esto no quiero decir que los parlamentos no sean interesantes, de hecho encontramos diálogos bastante mordaces e inteligentes, como sabrán algunos también hacen referencia a la cultura pop u otras corrientes cinematográficas.

Asi mismo nos encontramos con personajes bastantes exagerados, acorde con la cinta, basta con ver a Hitler (Martin Wuttke) o al teniente Aldo Raine (Brad Pitt), se entiende que la cinta tenga este tono (humor negro) hay que tomarla como una sátira, Tarantino reinterpreta (o se pitorrea, tomenlo como quieran)de la historia (lo mas sobresaliente del filme por cierto) se atreve a dar su propia visión del holocausto judío. Para muestra el clímax final que se da en el cine, son de esas imágenes que se te quedan en la cabeza, para descojonarse de la risa.

Entonces recapitulando, la cinta esta bien montada, tiene buena fotografía, buen ritmo, la historia es interesante y cuenta con personajes atractivos. Pero no todo es miel sobre hojuelas, ya mencione el abuso de diálogos un tanto de relleno, pero también nos encontramos con que los personajes principales LOS BASTARDOS, no salen la mayoria del tiempo, y aunque son el eje de la historia (Hitler esta preocupado por que estos Bastardos que tienen atemorizados a los soldados alemanes, puesto que los métodos con los que aniquilan son bastante cruentos) sus apariciones son muy esporádicas, de hecho lo que sale en el trailer oficial de la cinta es casi lo que veremos de ellos.

Y es que por la publicidad que se le dio a la cinta uno pensaría que el señor Pitt y compañía, harían de las suyas matando nazis a diestra y siniestra de las formas más sádicas y sangrientas posibles. Es por ello que uno pensaría que la cinta es *explotación 100 %.

Asi mismo queda una sensación de vació cuando se termina la función, no es que la cinta sea mala, pero Tarantino recicla muchos de los elementos usados en su filmografía, la musica por mencionar alguno. La propuesta ya no se nota fresca, es como por ejemplo, yo como artista plástico domino la pintura figurativa, uso una estética de comic y quiero decir algo. Pero mi obra tiene la misma composición, la misma paleta cromática, ya no me arriesgo a experimentar otras posibilidades por lo que el discurso se vuelve cansino.

Asi pasa con Malditos Bastardos, se percibe a un Tarantino autocomplaciente, que hace lo que ya domina y no arriesga más, la cinta queda de nuevo como un homenaje a los géneros que más le gustan al director.

Eso si hay que reconocer la labor interpretativa de Christoph Waltz, como el malévolo y carismático Hans Landa, el solito lleva el peso de la película y se come a los demás actores cuando aparece en escena. De hecho Hans Landa podrá ser recordado como uno de los grandes villanos del cine sin temor a equivocarme.

Asi que ¿vale la pena ver Malditos Bastardos? Yo diría que si aunque con reservas, la calidad de la cinta es buena, de hecho esta por encima de la media para lo que se hace en la actualidad, aunque se nota una sequía creativa o autocomplacencia por parte de su autor. Y eso es un poco decepcionante.

*El cine de explotación es un genero que se da a partir de una necesidad de algunos sectores de la sociedad a los que no les llamaba la atención los productos que se hacían en Hollywood, como en la actualidad sucede, además que en ciertos cines (pequeños la mayoria) no era redituable la proyección de grandes producciones.

El género de explotación contiene características muy específicas, en ellas se muestra sexo, violencia gráfica, o situaciones que se consideraban inmorales, en consecuencia se llama explotación ya que se dedica a explotar (valga la redundancia) estos elementos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada