martes, 16 de noviembre de 2010

Robert Rodríguez´s MACHETE

TÍTULO ORIGINAL: Machete
AÑO: 2010
DURACIÓN: 105 min.
PAÍS: Estados Unidos
DIRECTOR: Robert Rodríguez, Ethan Maniquis
GUIÓN: Robert Rodríguez
MÚSICA: John Debney, Carl Thiel
FOTOGRAFÍA: Jimmy Lindsey
REPARTO : Danny Trejo, Robert De Niro, Jessica Alba, Steven Seagal, Michelle Rodríguez, Jeff Fahey, Cheech Marin, Don Johnson, Shea Whigham, Lindsay Lohan, Cheryl Chin, Daryl Sabara, Electra Avellan, Elise Avellan, Gilbert Trejo, Tom Savini, Alicia Rachel Marek, Mayra Leal
PRODUCTORA: 20th Century Fox / Overnight Productions / TroubleMaker Studios
GÉNERO: Explotation. Gore.



La verdad es que el cine de Robert Rodríguez siempre me ha parecido divertido, en ocasiones absurdo y muchas más gratuito, pero siempre atractivo a nivel visual. Sin lugar a dudas el director texano demuestra en la mayoria de sus trabajos un amor por el viejo cine grindhouse y la explotation (como sucede con su amigo Quentin Tarantino), subgéneros que no tenían la mayor pretensión que hacer pasar un buen rato al respetable, pero que sus propias características y limitaciones se volvieron objetos de culto para un gran sector de cinéfilos.

Por tal motivo cintas como Del Crepúsculo al Amanecer (1995), Pistolero (1995), Érase una Vez en México (2003) o Planeta Terror (2007) representan de algún modo el gusto y el apego revisionista que tiene Rodríguez por el subgénero mencionado con anterioridad.

El buenazo de Steven Seagal haciendo de villano.
Es por eso también, que muchos espectadores (la mayoría adeptos al cine comercial) desconocen la basa en la que se sustenta el trabajo del realizador norteamericano y muchas de las veces  consideran el cine de Rodríguez como basura, con todo y que este tiene su propia propuesta y no solo busca homenajear sus fuentes de inspiración.

Ahora bien y para que el presente no me mal interprete debo decir que no todos los trabajos de Rodríguez estan completamente logrados (si hasta de mi héroe John Carpenter puedo reconocer cuando algún proyecto no  sale avante) y este es el caso, pues con todo y que Machete comienza de una manera descojonante conforme avanza el film, este va perdiendo fuerza hasta concluir en un cierre más normal de lo que su servidor esperaba.

Machete (Danny Trejo) y su compañero (bastante genérico por cierto, jajaja) son policías fronterizos de México que se encuentran en una misión de rescate, pues el malvado narcotraficante Torrez (Steven Seagal en el mejor papel que ha interpretado en años, no es broma) tiene secuestrada a una mujer a la que esta a punto de matar.

Machete, meditando las formas más dolorosas de eliminar a sus enemigos.
Por tal motivo nuestro malcarado héroe se dirige a toda velocidad a bordo de su patrulla ingresando a un pueblo olvidado por Dios y es recibido con ráfagas de pistola, instantes después su compañero perece cuando varios impactos de bala hacen blanco en su humanidad (les dije que era bastante genérico, jajaja).

Empero esto no detiene a Machete (Trejo) quien como es todo un cabrón se despacha a varios malazos echándoles encima su auto, motivo por el cual comienzan las amputaciones corporales y el desparramamiento de hemoglobina (genial).

Acto seguido Machete ingresa a una casa donde es atacado por más malandrines que corren la misma suerte que los otros (solo que en esta escena el héroe decapita a uno con su enorme machete) para después encontrar a la mujer en peligro, solo para darse cuenta demasiado tarde que todo ha sido una trampa que le tendió Torrez (Seagal), el cual mata a la mujer frente a el.

Pero la cosa no acaba ahí pues Torrez le tiene otra sorpresa al policía, el narcotraficante ha llevado a la esposa del incorruptible héroe para matarla frente a el,  y asi sucede, Torrez saca su catana y decapita a la mujer, mientras Machete mal herido solo puede presenciar el horrible espectáculo, acto seguido el capo saca un arma y le dispara en la cabeza.

Siempre es grato tener la  presencia de Don Johnson.
Dos o tres años después nos encontramos con que un grupo de hombres cazan por diversión a inmigrantes latinoamericanos que intentan cruzar la frontera, estos estan comandados por Von Jackson (un resucitado Don Johnson) un hombre adinerado que tiene ideas radicales sobre la migración de latinoamericanos, pues considera a estos como una plaga, peor que cucarachas, por lo que este ha forjado una especie de ejercito que elimina a los que intentan ingresar a Estados Unidos. Por si fuera poco Von Jackson esta respaldado (en secreto supuestamente) por el senador John McLaughlin (Robert de Niro pasado de rosca) quien busca reelegirse.

Por este motivo el senador John McLaughlin (de Niro) emprende una campaña bastante agresiva contra los inmigrantes, sin embargo las preferencias electorales no le favorecen, por lo que trama un plan el cual lleva a cabo su mano derecha, Michael Booth (un genial Jeff Fahey) el cual por azares del destino encuentra a un Machete desolado, que vive como inmigrante en la gran urbe  de Texas, haciendo cualquier trabajo que consiga, como cargador, jardinero, etc. para llevarse el pan a la boca.

Quien lo diría, Jeff Fahey y Robert de Niro juntos en una pelicula
El caso es que Booth (Fahey) le ofrece  a Machete un trabajito, el cual consiste en matar al senador McLaughlin en su siguiente discurso, pues supuestamente Booth esta en contra de la política de este.

Machete acepta ya que no tiene nada que perder y cuando va a realizar la operación, el héroe es traicionado y herido, además que el atentado  provoca que el senador quede como un mártir y sus preferencias electorales suban en las preferencias electorales. 

Ahora Machete, de nuevo solo, tendrá que escapar del FBI y de los hombres de Booth (quien es solo un pequeño eslavon en esta red de corrupción), para limpiar su nombre y descubrir quien esta detrás de toda esta sucia operación, claro de una manera poco ortodoxa, a la manera de Machete, o sea dejando la mayor cantidad de cadáveres por donde pase (jajajaja) haciendo a demás que los villanos se arrepientan de haberse metido con el mexicano equivocado.

Una cinta de Rodríguez no es lo mismo
 si falta el buenazo de Cheec Marin.
Como puede leer el respetable, el argumento de la cinta de Robert Rodríguez puede parecer algo enredada (como casi todos sus trabajos) sin embargo este más simple de lo que parece, ya que el realizador texano, con todo y que inserta infinidad de subtramas, tanto como personajes, realmente no profundiza mucho en estos aspectos por lo que el espectador descubre de inmediato los arcos argumentales.

Claro hasta este punto esto no molesta, recordemos que estamos viendo un producto de explotation, donde lo que menos interesa son las motivaciones de los personajes, si no la acción, la violencia y el gore descerebrado. Desgraciadamente, el mayor problema de la cinta es su aspecto ideológico, el cual muestra una postura 100 % de reprobación a los eventos que actualmente se estan dando en el país de las barras y las estrellas en el apartado de inmigración (algo muy loable).

Sin embargo esta no era la cinta para denunciarlas, ya que por un lado tenemos infinidad de personajes (todos bastante extravagantes como ya es costumbre en el cine de Rodríguez) los cuales solo sirven como motor  para detonar a la menor provocación una desenfreno de divertida y prosaica violencia. Y por otra parte encontramos situaciones muy sorprendentes y poco creíbles (Machete colgándose de las tripas de un hombre para escapar de una ventana es de las escenas más hilarantes que haya visto, jajaja y que decir de la mujer que esta en pelotas y saca de su vagina un celular ¿?) por lo que uno no termina de creerse el rollo de denuncia social que le ha querido dar su autor.

Danny Trejo a punto de partir cráneos,
hará incluso que lo visto en 300 sea juego de niños.
Empero y dejando de lado este aspecto (el cual por cierto le da unos bajones enormes de ritmo a la cinta) podemos encontrar una cinta bien facturada a nivel visual, con los encuadres y movimientos de cámara marca registrada de Rodríguez, una fotografía que remite a cintas de los setentas, una banda sonora acojonante y mucha, pero mucha acción, asi como gore a raudales.

Y uno de los aspectos más atractivos sin lugar a dudas es el reparto multiestelar con el que cuenta el film, el cual incluye por supuesto a un carismático Danny Trejo, el cual esta más que correcto como el crepuscular héroe, un Steven Seagal que se impone como el villano en turno, además de que tiene la capacidad de auto parodiarse asi mismo.

Por otra parte, un servidor agradeció la reaparición de Don Jonson, actor que aquí esta bastante desaprovechado y su personaje pudo haber dado para más, el cual incluso parece que realiza un cameo, aunque el veterano actor le pone oficio a su papel.

Y por último encontramos un correctísimo Jeff Fahey y un Robert de Niro, el cual es una caricatura de si mismo y suma a su lista otro ridículo personaje para la posteridad. De los papeles que interpretan las féminas Michelle Rodríguez, Jessica Alba y Linddsay Lohan, decir que estan ahí para mostrar su cuerpo y nada más (como debe ser jajaja).

Y para los fans también encontraremos las pequeñas actuaciones de Cheec Marin como Padre y Tom Savini como Osiris Amanpour, genial.

Para finalizar debo decir que efectivamente, Machete me entretuvo de sobremanera, por su desenfadado humor y su violencia extrema, sin embargo no era la cinta que esperaba, sobre todo después de ver el trailer que rolaba por la Internet antes de su estreno, el cual me hacia pensar que este último trabajo del director texano se asemejaría más a la excelente Planeta Terror (2007) la cual por cierto gozaba de un mensaje políticamente incorrecto. Ahora solo queda esperar el siguiente proyecto de Rodríguez, Sin City 2 (2011).

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada