sábado, 3 de octubre de 2009

COMEDIA: DAN EN LA VIDA REAL

TITULO ORIGINAL : Dan in Real Life
AÑO : 2007
DURACIÓN : 98 min.
PAÍS: E.U.
DIRECTOR:
Peter Hedges
GUIÓN : Peter Hedges, Pierce Gardner
MÚSICA : Sondre Lerche
FOTOGRAFÍA: Lawrence Sher
REPARTO :
Steve Carell, Juliette Binoche, Dane Cook, Norbert Leo Butz, John Mahoney, Dianne Wiest, Emily Blunt, Alison Pill, Brittany Robertson, Marlene Lawston
PRODUCTORA : Focus Features / Touchstone Pictures
GÉNERO: Comedia. Drama. Romance

Conocí el trabajo de Steve Carell allá por el año 2003, cuando tuvo un pequeño papel en la cinta protagonizada por Jim Carrey, Todo Poderoso (Tom Shadyac) el cual acepto me hizo mucha gracia.

Después saltó a la fama gracias a la serie de televisión The Office (2005), serie que me parece buena, pues goza de un humor bastante negro y mala leche, por ser una sátira acerca de cómo conviven unos empleados de oficina y los abusos que sufren a manos de su inepto jefe (Carell). En pocas palabras es una comedia sobre el capitalismo. Claro supongo que funciona por ser un remake de una serie inglesa.

Ya con el éxito obtenido pues le dan su primer protagónico en una comedia la cual tuvo buenos resultados económicos, aunque el humor manejado en la cinta Virgen a los Cuarenta (Judd Apatow, 2005) pues es el típico que se acostumbra en el país de las barras y las estrellas, bastante ramplón.
Lo demás es historia, ahora es uno de los comediantes más solicitados en la industria, en lo personal sus interpretaciones llegan a exasperarme cuando exagera sus registros interpretativos, pero he de aceptar que Carell tiene carisma.

Pues bueno el Sr. Carell con esta Dan en la Vida Real, busca repetir un papel serio, como lo hiciera en aquella divertida y emotiva Pequeña Miss Sunshine (Jonathan Dayton, Valerie Faris, 2005) pero desgraciadamente creo que los resultados no han sido tan positivos.

Y es que el arranque de la cinta durante sus primeros quince minutos prometía, vemos la vida cotidiana de Dan Burns (Steve Carell) quien tiene una columna en un periódico local dando consejos sobre como ser mejor y así tener ana vida más plena. Aunque después descubrimos que la vida del propio Dan, no es de lo mejor, es viudo con tres hijas, las cuales la mayor parte del tiempo tienen diferencias con el por ser tan sobre protector. Hasta aquí todo bien.

Así que Dan emprende un viaje con sus hijas para visitar a su familia (viaje emocional), al llegar al sitio se encuentra con sus padres, sus hermanos, cuñados, etc. Sin embargo Dan siempre esta deprimido y siente que no encaja con su entorno, por lo cual decide (bueno su mamá lo manda) ir al comprar el periódico. Ese acontecimiento hace que conozca a Marie (Juliette Binoche) de la cual se enamora a primera vista, pero existe un pequeño detalle, es la prometida de su hermano Mitch (Dane Cook).


Aquí es cuando la película se desinfla y cae en los lugares comunes, de ante mano ya sabemos como acabará la historia, la cual dicho sea de paso se ha visto infinidad de veces (chico conoce a chica, se queda con ella). El problema no es la premisa, si no su desarrollo, el cual se vuelve redundante.

Tampoco ayuda el tratamiento psicológico de personajes, por ejemplo el personaje de Dan es muy irregular, por momentos Carell logra dotar de humanidad a Dan cuando se muestra mesurado (tiene un conflicto moral, entre quedarse con la mujer que ama, o no lastimar a su hermano) y de repente la mayor parte del film pone cara de retrasado, como si esto mostrara su sufrimiento interno por haber perdido a su esposa hace cuatro años (a mi francamente me causaba pena ajena).

Pero es más incapacidad del actor que del guión. Por otro lado los personajes secundarios (los abuelos, cuñados, etc.) Son realmente clichés, son la familia más feliz del mundo, todos cantan juntos, salen a pasear juntos, juegan crucigramas en familia para ver quien lava los trastes (por Dios) realmente un absurdo e irreal.
Sin embargo la hermosa y profesional Juliette Binoche (Marie), pues hace que su personaje sea el más agradable dentro de la historia, y debo aceptar que por lo menos tiene química con Steve Carell. Aunque los personajes tratan de ser entrañables no lo logran, ya que se presentan de forma muy manida. Por lo menos el ritmo de la película es fluido y no se vuelve tan larga.


Para finalizar y no alargar más este análisis (puesto que ya me aburrí) decir que la cinta tiene puntos favorables: la Binoche, buena fotografía y un apartado musical bastante agradable a cargo de Sondre Lerche. Aspectos que no sacan del hoyo a esta cinta con aires de comedia independiente, demasiado absurda y empalagosa para mi gusto, como los hot cakes que aparecen en la portada.

Hay otras cintas que tratan mejor las temáticas paterno filiales, ahí están La Familia Savage (Tamara Jenkins, 2007), Flores Rotas (Jim Jarmusch, 2005) o Historias de Familia (Noah Baumbach, 2005) todas bastante acidas, divertidas y reflexivas. Así que Sr. Carell mejor siga haciendo comedia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada